¿Quieres un hogar libre de hormigas?

Disfrutar de un hogar libre de hormigas o de cualquier otra “visita inesperada” es algo fundamental para el bienestar de nuestra familia y el nuestro propio. No hay que olvidar que, pese a su tamaño, se trata de un insecto que puede ser realmente dañino para una cosa. Por ello, habrá que ponerle solución cuanto antes, evitando que un pequeño inconveniente se convierta en un gran problema.

De hecho, las hormigas no solo pueden molestar por su mera presencia en el hogar, sino que también pueden llegar a afectar a nuestra salud, la de nuestras mascotas e, incluso, atacar a las estructuras de una vivienda.

En nuestra experiencia en el control de plagas, la manera más eficaz de disfrutar de un hogar libre de hormigas es evitar que entren. Ten por seguro que una vez que lo hagan, ya no se irán por propia voluntad, sino que habrá que expulsarlas. Son varios los motivos que pueden provocar que estos insectos lleguen a nuestra casa. La principal, y la más probable, es que anden a la búsqueda de comida. También puede ser que nuestra vivienda se encuentre muy cerca de su colonia, lo que nos colocará en su radar a la hora de recoger provisiones.

La hormiga negra o de jardín (Lasius niger) es la más frecuente en España. Generalmente viven al aire libre y solo “penetran” en casas para recoger alimentos. Para tratar de solucionar este inconveniente, lo más adecuado siempre será seguir su rastro hasta la fuente, sellando cualquier orificio que pudiera estar siendo utilizado como punto de acceso a nuestras viviendas.

A la hora de disfrutar de un hogar libre de hormigas, ponerse en manos de una empresa especializada puede ser la mejor decisión. Solo profesionales con experiencia serán capaces de encontrar el foco del problema y dar una respuesta adecuada para asegurar el confort y el bienestar.Control de plagas hormigasDos consejos interesantes a la hora de evitar que estos pequeños insectos se interesen por nuestra casa. El primero es mantener una correcta higiene de todas las superficies, especialmente cocina, comedor y despensa. También deberemos aspirar el suelo en profundidad, ya que es habitual que se caigan migas y demás restos de comida.

La segunda recomendación que os queremos dar desde Plagastur es la de almacenar la comida de forma adecuada. Es importante no dejar nada al aire libre o mal cerrado. Algunos alimentos, como por ejemplo las galletas o el azúcar, tienen que guardarse en envases herméticos. En último lugar, para un hogar libre de hormigas, habrá que echar un ojo a nuestras mascotas, limpiando las sobras de su comida o sus tazones.